5/3/09

Suspenden sanción contra enfermera cristiana


Encontramos otro bicho raro: una enfermera cristiana

La enfermera Carolina Petrie fue reintegrada a su puesto en el hospital inglés de Weston-super-Mare el 6 de febrero último, varios días antes de que se cumplieran los dos meses de suspensión que le habían aplicado las autoridades de este hospital británico por ofrecerse a orar por una paciente. La decisión inicial provocó un nuevo debate sobre la libertad de expresión pública de la fe en Gran Bretaña. Carolina, de 45 años, fue acusada por sus empleadores de fallar en demostrar “un compromiso personal y profesional de igualdad y diversidad”, por lo que fue suspendida sin goce de sueldo en su empleo de tiempo parcial a partir del 17 de diciembre y debió enfrentar una reunión de disciplina interna el 28 de enero, según informó la Christian Medical Fellowship (CMF), una organización británica que agrupa a unos 4.500 médicos de diferentes especialidades. El episodio movilizó a decenas de lectores del Daily Telegraph, que firmaron un petitorio del conocido diario británico para reclamar la suspensión de la sanción. A los dos días de iniciado el petitorio, se informó sobre la restitución de la enfermera en su puesto.

Tenemos que imitar a Carolina. Me pregunto qué pasaría si los cristianos de una vez por todas nos atreviéramos a marcar la diferencia EN TODO. Habría una gran revolución y el mundo se partiría en dos: los que estarán con nosotros y los que se pondrían en contra. Aguanten los "bichos raros"...!

(Para leer la nota completa, ir al enlace haciendo click en el título de la misma)

EB

No hay comentarios:

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com