Entradas

Mostrando entradas de enero, 2009

Llamados para ser santos

La Palabra de Dios declara:"Bienaventurados los de limpio corazón, pues ellos verán a Dios." (Mateo 5.8)
Tambièn dice: "Mas ahora que habéis sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación y como fin, la vida eterna. Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro".(Romanos 6.22-23).

Josué 24.14-28
El Señor te sacó de Egipto para que le sirvas. Egipto era esclavitud, sufrimiento, ataduras, falta de prosperidad, desnutrición espiritual. El te sacó de ahí para que le sirvas en temor y reverencia, en santidad. La única opción para tu vida es servir a Dios, consagrarte a El, no hay una segunda opción.
Fuimos llamados a ser santos como El es santo. Antes de conocer a Cristo hacíamos todo lo malo que deseábamos pero ahora obedecemos a Dios como buenos hijos.
Debemos crecer en santidad, no alcanza sólo con conocer la Palabra, y si no la conoces, ni hablar.
Necesitas conocer la…

Preparados para alcanzar las promesas de Dios.

Leyendo el pasaje de Josué capítulo 1, podemos ver que cuando Dios llamó a Josué para tomar la Tierra Prometida, le ofrece la garantía de que no lo haría sólo, sino que Él jamas lo dejaría.
La conquista, el avance, el crecimiento, no lo lograría sólo, sino que todo el pueblo debía tomar el compromiso.

Juntos debían:
- Esforzarse y ser valientes.
- Meditar cada día en la Palabra de Dios.
- Prepararse, ya que no tendrían la provisión del maná, sino que dederían hacer sus propias provisiones.
Además, aquellos que ya estaban en su lugar prometido, debían salir a conquistar con el resto del pueblo, mostrando unidad y colaboración.

Para llevar adelante la Gran Comisión aplicando el Gran Mandamiento, debemos ser uno.

Josué nos enseña que:
*Debemos conocer a Dios y sus caminos.
*Esperar en Dios, en su favor, en su cuidado.
*Conocer su Palabra, meditando en ella.
*Descansar en sus promesas.
*Buscar a Dios en oración cada vez que tenemos que tomar una decisión.
*Aplicar la Palabra de Dios en toda nuestra vid…

"¿De dónde va a venir la próxima generaciòn de lìderes?"

Leemos en el Evangelio de Lucas, el capìtulo 5, versos del 1 al 10:

"Aconteciò que estando Jesùs junto al lago de Genesaret, el gentìo se agolpaba sobre èl para oìr la palabra de Dios.
"Y vio dos barcas que estaban cerca de la orilla del lago; y los pescadores, habiendo descendido de ellas, lavaban sus redes.
"Y entrando en una de aquellas barcas, la cual era de Simòn, le rogò que la apartase de tierra un poco y sentàndose, enseñaba desde la barca a la multitud.
"Cuando terminò de hablar, dijo a Simòn: Boga mar adentro, y echad vuestras redes para pescar.
"Respondiendo Simòn le dijo: Maestro, toda la noche hemos estado trabajando, y nada hemos pescado; mas en tu nombre echarè la red.
"Y habièndolo hecho, encerraron gran cantidad de peces, y su red se rompìa.
"Entonces hicieron señas a los compañeros que estaban en la otra barca, para que viniesen a ayudarles; y vinieron, y llenaron ambas barcas, de tal manera que se hundìan.
"Viendo esto Simòn Pedro, …

Nuevo año, mayor compromiso con Cristo

Un nuevo año ha comenzado. Se renuevan los sueños y las expectativas.
Atràs ha quedado un 2008 durísimo en muchos aspectos, y lo sentimos en Esquel desde principios de año con diversas situaciones que se dieron la más fuerte quizás fue la erupción del volcán Chaitén en Chile, en un momento donde hubo terremotos en China y otros lugares, guerras, amenazas de guerras y otras situaciones dramàticas.

En este 2009 hemos comenzado meditando sobre el Gran Mandamiento de Jesucristo. Hubo una ocasión en la que a Jesús le fue preguntado acerca del mandamiento más importante y el Señor con una calidad que solamente tenía un Maestro y Profeta como él, sintetizó "la ley y los profetas" (o sea, todo el Evangelio, toda la Biblia) en el mandamiento de amar a Dios en primer lugar, y luego al prójimo como nos amamos a nosotros mismos.

Luego de un tiempo, y antes de ascender a los cielos nos dejó la Gran Comisión. Tanto ésta como aquel, están íntimamente relacionados y uno se complementa con el o…