20/11/09

¿Las iglesias deben ser simpáticas?

En la entrevista al pastor Norberto Saracco que Pulso Cristiano publica junto a esta edición, este teólogo pentecostal señala que el “aporte evangélico” llegará el día en que los jóvenes se atrevan a preguntar “por qué” a los poderes de este mundo. “Los eventos no producen cambios de vida sino los procesos”, advierte ante la proliferación de convocatorias a todo tipo de actos y reuniones. Y agrega: “Más interesante es preguntarse si no había llegado el tiempo de que con semejante movilización los jóvenes se preguntaran por qué pasa lo que pasa. Me refiero al avance del alcohol, de la droga. ¿Por qué están esos problemas? ¿Qué pasa con las mafias del Gobierno que permiten que funcionen?”. Saracco concluye este tema con esta pregunta: “¿No sería mejor transformar esa fuerza juvenil en una fuerza de confrontación con los sistemas mafiosos?” Esta transformación implica un cambio profundo por parte de pastores, líderes juveniles y de los mismos jóvenes. Como todos los porqués que se formulan con sinceridad, las respuestas demandarán compromiso, ir a fondo, salir de una espiritualidad que afecta la superficie pero nunca llega a modificar al statu quo de nuestras sociedades. ¿Están preparadas las iglesias evangélicas? O más todavía, ¿está dispuesta a cambiar? Tal vez haya que hacer menos recitales y estar más cerca de los pobres; celebrar menos cultos y visitar más colegios y hogares de ancianos; orar más y hablar menos; reemplazar congresos de multitudes anónimas por pequeños grupos de confesión; ver menos televisión y escribir más cartas a los diarios; indignarse más y palmear menos espaldas. Tal como dice Saracco: “Hoy la iglesia tiene que decidir si va a seguir siendo simpática con los poderes del mundo o los va a confrontar”.

David Kohler

1 comentario:

Anónimo dijo...

Buen dia, amado hermano, declaro bendición sobre sus vidas, bendigo a su familia,
soy Janeth, obtuve su correo xq estuve buscando el tema del ciego Bartimeo en internet, y alli estaba el suyo, en verdad fue de gran bendición para mi el haber leido su reflexión, y a su vez lo puse en práctica dando la reflexión en mi congregacion sobre este tema...
Los insto a seguir adelante, y nunca callar xq el mensaje del evangelio es la única medicina que este mundo necesita para sanar... los felicito, tienen una congregación muy linda...
Saludos a los hermanos en la fe, y a toda su familia..

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com