7/7/11

Qué es lo que hay que buscar

Basado en el Evangelio de Mateo 6.25-33

Vivimos tiempos difíciles, donde a unos más que a otros les "cuesta" conseguir no sólo el sustento diario sino también hacer planes para el futuro.



En tiempos de Jesucristo tampoco era fácil. Para los que conseguir riquezas es fácil y rápidamente se enriquecen, también se les van fugazmente y las riquezas se les escurren como el agua de las manos.

En esta ocasión el Señor Jesús nos dice que no debemos preocuparnos, que no debemos afanarnos por las cosas materiales. La palabra original sugiere una distracción, una preocupación con cosas que causan ansiedad, tensión y presión.

Nos está diciendo que de nada sirve preocuparse.No se preocupen por la comida ni por la bebida, tampoco por la ropa que han de vestir. La vida es más que la comida y el verdadero alimento es el Pan de vida que descendió del cielo cuyo nombre es Jesús. Y el cuerpo es más importante que la comida material, el cuerpo es templo del Espíritu Santo.

El Señor usa ejemplos sencillos: miren los pájaros. No siembran ni juntan alimento para guardar. ¿Quién las alimenta? Dice que el Padre las alimenta. Y si El alimenta las aves, cómo no habrá de proveer para quienes valen mucho más que las aves: nosotros?

¿Ha visto Usted alguna vez, caer en picada algún pajarito por anemia o desnutrición? En todo tiempo andan por aquí y por allá, cantando, y en su canto alaban a Dios que los creó, les dio vida y los alimenta. Llega el día, comienzan con sus cantos, luego se alimentan con todo tipo de alimentos que el Padre les da... y siguen cantando.

Dice la Palabra de Dios: NO SE PREOCUPEN.

Nadie podrá añadir centímetros a su estatura ni prolongar una hora el curso de sus días. El Señor además, nos dice que miremos las flores del campo, donde hay tanta variedad de colores, y hermosura, y que estas flores, estos lirios del campo se visten con mayor gloria que la que tuvo el rey Salomón, famoso entre los judíos de haber sido el más rico y de mayor esplendor.



Y la hierba del campo hoy está y mañana no está. Pero Dios la viste así, con esa gloria y diversidad. Y con nosotros: ¡Dice que hará MUCHO MAS! ¿Cuánto? ¡Mucho más!

Declara la Palabra que Dios es capaz de hacer TODAS las cosas MUCHO MAS ABUNDANTEMENTE de lo que nosotros pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros, el poder de Dios que construyó el Universo, lo que vemos Dios lo hizo de la nada por la Palabra de su poder. (Efesios 3.20).

No se preocupen...



Jesús no nos dice que no nos ocupemos, que dejemos de trabajar y producir, dice: No se preocupen, de tal manera que estos pensamientos los desenfoquen de lo que realmente hay que buscar.

Los que no tienen a Cristo, los paganos, ellos sí buscan todas estas cosas, nunca están satisfechos, no tienen paz, no tienen esperanza, andan sin Dios y sin Cristo, corriendo de aquí para allá afanándose por las riquezas mundanas y pasajeras.

El Señor aquí dice. Yo conozco tus necesidades, yo sé qué es lo que estás necesitando, no te va a faltar nada. (Salmo 23.1).

"Echa sobre Jehová tu carga y él te sustentará. No dejará para siempre caído al justo." (Salmo 55.22).

Para tener una relación sana con el Señor debemos estar libres de ansiedades por las necesidades diarias.

El Señor mismo nos dice que es inútil: I-N-U-T-I-L; que te afanes, que te preocupes, nos demuestra que esta actitud no es necesaria, ni fructífera ni conveniente para un hijo de Dios.

El es quien nos da paz, Jesús es nuestra paz y esa paz no significa ni indiferencia frente a las cosas, ni entrar a holgazanear, dejar que todo pase, "que sea lo que sea". La paz de Dios sobrepasa todo entendimiento humano, va más allá de nuestros límites mentales. (Juan 14.27, Filipenses 4.7).

David oró: "Ten misericordia de mí, oh Dios, ten misericordia de mí; porque en ti ha confiado mi alma, y en la sombra de tus alas me ampararé hasta que pasen los quebrantos." (Salmo 57.1)

¿Qué es lo que hay que buscar entonces? La respuesta está en el versículo 33.

En lugar de estar preocupados por las cosas materiales, nuestro interés debe ser buscar primeramente el Reino de Dios y su justicia, sabiendo que al hacerlo, Dios que es Fiel, responderá fielmente al pacto de esta manera: "TODAS ESTAS COSAS SERAN AÑADIDAS".

Confía en el Señor, descansa y espera en El, sigue confiando, deja fuera todas las dudas, desecha los malos pensamientos, Dios está al control, El no te dejará ni te desamparará.

EB

No hay comentarios:

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com